1 de noviembre de 2006

El origen del vibrador


Imagen cortesía de http://ellosnoexisten.blogia.com/



De tod@s es sabido que el deseo sexual es algo innato y que, en concreto, el deseo sexual femenino ha sido aceptado e incluso venerado en muchas civilizaciones.


Observando la historia comprobamos que los consoladores o dildos han existido desde tiempos inmemoriales en todas las culturas.
¡Se trata de productos ya utilizados por los griegos y totalmente extendidos por la Europa medieval!
Comenzaron a modernizarse durante el siglo XVIII mediante la utilización de péndulos y esferas oscilatorias en su fabricación y la introducción de plata y marfil a fin de embellecerlos.

¡Pero entonces llego el siglo XX! Y la satisfacción sexual femenina fue relegada a un segundo plano (por no decir que se minó y se olvidó). Pero no todo quedó ahí, no, decidieron que la causa de cualquier trastorno psíquico femenino ¡provenía de nuestro útero! Así que, aquellos médicos se dedicaban, gracias a los avances tecnológicos, a masajear las vulvas de sus pacientes utilizando unos nuevos instrumentos vibradores que vendían a los maridos anunciando que se trataba de un revolucionario método para ¡Curar la histeria!

¡Como pretendemos que no se asocien los vibradores a una conducta enfermiza!

¡Chicas revelémonos! ¡Apartemos de nuestra mente la carga que nos inculcaron aquellos doctores victorianos! Es más, agradezcamosles su labor. Consiguieron crear un instrumento médico, hoy en día accesible a todas nosotras, que consigue relajarnos, alejarnos del estrés y mantenernos en forma!!!!!

2 comentarios:

haptesupreina dijo...

Excelente post, con una informacion clara y precisa , a la vez que reveindicativa de un derecho que nunca se debio perder
besos

erre dijo...

La otra vez veia una pelicula, no recuerdo el nombre, pero era cine chileno, donde una de las protagonistas hablaba de las virtudes de aquellos aparatos.
De apoco comienzan a salir mas los sex shops y abrirse la mente de las personas.

Todos tienen derechoa disfrutar del sexo y como se le plazca.

Saludos.